Cómo colocar los Stop Loss

¿Dónde colocar los Stop Loss?

A caballo entre el Money Management y el Análisis Técnico nos encontramos con el tema de los Stop Loss. Probablemente se trate  de la parte más difícil  tanto psicológica como técnicamente de implementar de una operativa de trading.

Primero definamos qué son los stop loss. Los stop loss son órdenes de venta o compra (dependiendo  de si estamos cortos o largos respectivamente) que se colocan para evitar unas pérdidas excesivas.Stop LossEs decir, si compramos acciones de bankia a 0,73€ para prevenir no perder en exceso colocamos una orden de venta automática, por ejemplo, a 0,71€. De esta manera nos protegemos ante pérdidas excesivamente grandes.

A la hora de colocarlos, en principio la teoría es fácil: simplemente hay que colocar el stop cuando el precio nos indique que la tendencia que creíamos que éstos iban a seguir resultó ser errónea.

Además, hemos de tener en cuenta que el Stop Loss no hay que colocarlo más allá de una pérdida del 1% de nuestro capital total.

Como vemos, la teoría es muy clara al respecto pero ¿Cuándo vemos que nuestra predicción no es cierta?

Existen varia formas de colocar los SL, vamos a dar un repaso a algunas de ellas.

En primer lugar, el Stop Loss podemos colocarlo algo después de una resistencia (o antes de un soporte), de modo que si la rompe es porque, efectivamente, el mercado no ha seguido la senda que nosotros creíamos.

Por ejemplo, si vemos que en la zona de 1310 la cotización del oro tiene un soporte y nosotros hemos entrado largos a, digamos, 1315. Si el precio baja de esos 1310 (por ejemplo, a 1308) parece evidente que hemos errado en nuestra operativa y hemos de salir con pérdidas.

ejemplo de colocación de los Stop Loss

Sin embargo, ¿porqué usar ese soporte y no otro más lejano, como por ejemplo, otro que está en la zona de los 1300?. La respuesta es que no hay respuesta. Es decir, de manera subjetiva nosotros tendremos que dictaminar si usamos uno u otro. Una buena manera es ajustarnos al riesgo que queramos correr, siempre siendo este menor del 1% de nuestro capital total.

En el ejemplo anterior, si tengo un capital total de 10.000 € y compro 10 contratos a 1315 y colocamos el SL en el primer soporte (1308) estaremos arriesgando 70 ptos, es decir, un 0,7% una cantidad aceptable.

Si colocamos el Stop en 1298 (por debajo del soporte de 1300) estaríamos arriesgando 170 ptos, o sea, el 1,7% de todo punto inaceptable. Si queremos poner el SL en 1298 deberemos comprar menos contratos, en concreto 5 contratos, arriesgando 5×17 = 85 ptos, es decir, un 0,85%.

Otra forma de colocar los Stop Loss es buscando el mínimo o máximo anterior y situarlo por debajo o por encima de éste. Igualmente, como en el  caso de los soportes y resistencias tendremos más de un máximo y un mínimo cercano, el que escojamos en principio dependerá de nuestro criterio subjetivo siempre y cuando nunca nos excedamos en el riesgo del 1% del capital.

Si queremos colocar el stop loss en un máximo o mímino más lejano, como en el caso, de los soportes/ resistencias tendremos que comprar / vender menos acciones o contratos para no sobrepasar el riesgo del 1%.